Golden Retriever

Todas sus cualidades justifican su gran popularidad en todo el mundo por su carácter amistoso, cariñoso y especialmente tierno.

Un perro familiar que nunca pasará de moda.

El Golden, además de ser un perro familiar en el que se puede confiar, es un perro de trabajo y de caza muy versátil.

Destaca en distintas disciplinas deportivas, como en las pruebas de obediencia y agilidad. Por otra parte puede utilizarse en labores de salvamento marítimo y búsqueda de escombros así como perro guía de personas invidentes o discapacitadas, y en la caza, además, es un excelente perro rastreador y cobrador.

Cabeza: equilibrada, bien moldeada, presenta un cráneo amplio pero sin ser pesado, bien insertado en el cuello.

Orejas: de tamaño mediano, insertadas justo por encima de la altura de los ojos.

Cuerpo: Equilibrado, presenta una línea superior horizontal. El lomo es fuerte, musculoso y corto, y el pecho es muy profundo en la región esternal.

Cola: implanta y llevada a la altura de la espalda, extendiéndose hasta el corvejón sin enroscarse en el extremo.

Color: cualquier tonalidad de oro o crema, pero no debe ser ni rojo ni caoba. Se permite únicamente la presencia de algunos pelos blancos en el pecho.

Pelo: liso u ondulado, con buenos flecos. Presenta un subpelo denso e impermeable.